Seguro de responsabilidad civil

¿Qué es el seguro de responsabilidad civil profesional?
Graduados sociales, administradores de fincas, corredores de seguros, instaladores, son ejemplos de algunos profesionales que, en el ejercicio de su profesión, podrían llegar a causar perjuicios a terceras personas. Y sin embargo, desempeñan su trabajo sin que haya una norma que les obligue a contratar un seguro.

El objetivo de los seguros de Responsabilidad Civil Profesional es precisamente hacer frente a los daños personales y materiales que, involuntariamente, por sus errores u omisiones, el profesional haya podido causar a sus clientes, así como los perjuicios que de ellos se pudieran derivar.

Estos seguros no sólo son una garantía para los profesionales, sino también para quienes contratan sus servicios.

Garantías más comunes del seguro de Responsabilidad Civil:

Principal:

  • Responsabilidad Civil de Explotación. Es la cobertura básica en un seguro de RC y cubre los daños a terceros que se pudieran producir a consecuencia del desarrollo de la actividad declarada. Dentro suele incluirse la RC locativa/inmobiliaria, que cubre los daños que se producen en el local de nuestro negocio.
    Dependiendo de la compañía, pueden incluirse otra garantías dentro de la RC de explotación, que quedarán definidas en las condiciones de la póliza.

Otras garantías:

  • Responsabilidad Civil Patronal. Es la responsabilidad que corresponde al empresario o empresa por los daños personales ocasionados a sus trabajadores (incluido fallecimiento o invalidez) por un accidente laboral durante el desarrollo de la actividad asegurada, donde ha existido culpa o negligencia del empresario. Hay compañías que solo contemplan el fallecimiento y no la invalidez.
  • Responsabilidad Civil Post-Trabajos. Garantiza la responsabilidad civil en que pueda incurrir el asegurado por los daños que pueda provocar un trabajo terminado a un tercero. Las compañías suelen fijar un límite temporal que puede ir desde los 3 hasta los 12 meses.
  • Responsabilidad Civil Cruzada. Garantiza la responsabilidad civil en que pueda incurrir el asegurado frente a posibles reclamaciones por daños ocasionados al resto de los intervinientes implicados en la ejecución de un trabajo (incluidos subcontratistas). La mayoría de las compañías solo consideran desde de esta cobertura los daños personales y no los materiales.
    La RC cruzada es una garantía muy solicitada en el sector de la construcción.
  • Responsabilidad Civil por daños a preexistentes. Garantiza la responsabilidad civil del asegurado por daños causados a elementos existentes y que no son objeto de la actividad desarrollada.
  • Daños a terceros por demoliciones. Hay que declarar a la compañía si se realizan este tipo de actividades por si fuera necesario incluirlo como garantía adicional, ya que por defecto suele excluirse en póliza con carácter general (es muy importante cuando se realizan reformas).
    Al igual que la RC por daños a preexistentes, esta garantía es propia del sector de la construcción.
  • Responsabilidad Civil Subsidiaria de subcontratistas. Cobertura que garantiza las indemnizaciones que deba satisfacer el asegurado derivadas de una responsabilidad subsidiaria originada por un daño causado directamente por otra figura al que el asegurado encargó un determinado trabajo. Esta cobertura solo entra en juego si la responsabilidad es decretada por un juez.
  • Defensa y fianzas (civiles y/o penales). Aunque son las menos, hay compañías que no incluyen la defensa.

Solicita tu presupuesto sin ningún compromiso. Rellena el formulario y te contestamos

Descripción del riesgo

Adjunta copia de tu póliza actual:

He leído y acepto la política de privacidad de datos